El Maridaje del Amor y la amistad

Los vinos rosados tienden a no ser los protagonistas en el mundo vitivinícola, así como en la apreciación de los consumidores, comúnmente hay dudas sobre estos, algunas son: ¿Cómo se hacen los vinos rosados? ¿A qué saben? ¿Son dulces? ¿Con qué alimentos se pueden acompañar? ¿Por qué hay diferentes tonos de rosado en el vino?, etc.

Es importante hablar sobre la forma de elaboración ya que existen 2 estilos:

Vino rosado contemporáneo: a partir de la extracción del jugo de uvas tintas (también puede haber un pequeño porcentaje de uvas blancas), se deja en contacto con las pieles y semillas durante un breve periodo de tiempo así es como se obtiene el color de cada vino, este contacto puede ser de unas horas o máximo un par de días, dependiendo del tipo de uvas y estilo del vino. Transcurrido el tiempo de contacto, se retiran las pieles y semillas del líquido, dando comienzo a la fermentación.

Vino rosado método de sangrado: radica en liberar un poco de líquido del depósito en el que se está elaborando un vino tinto antes de alcanzar la pigmentación total, de este modo se obtiene vino rosado, mientras que el vino que permanece en el depósito se vuelve más robusto.

El vino rosado, con su versatilidad de aromas frutales, cítricos, florales, sabores frescos y suaves toques de dulzor, es el maridaje perfecto para pastas tipo lasaña, pizza o bien mariscos.

En febrero, mes de los enamorados, podemos fácilmente vincular el color rosa del vino al concepto del amor, además, este mes se caracteriza por ser una época del año en la que comienza a sentirse el calor de la cercanía de la primavera.

Sin duda, el vino rosado es un mundo por descubrir para muchos, la mejor recomendación es atreverse a probarlos.

El Maridaje del Amor y la amistad